Las hemorroides son esas horribles enemigas contra las que todos tenemos que luchar en algún momento. Por ello, aquí tienes un consejo sobre cómo deshacerte de las hemorroides menos graves: Té de manzanilla. Gracias a él, tu inflamación anal se reducirá, se detendrán las pequeñas hemorroides y favorecerá la cicatrización. Para prepararlo sólo necesitas poner a hervir un puñado de hojas de manzanilla en un litro de agua durante 10 minutos. Después, lo dejas enfriar y lo utilizas para lavar tus hemorroides hasta que sea necesario.

 

 

 

 

Con este remedio, los síntomas deberían desaparecer de 2 a 7 días y la inflamación debe estar totalmente aliviada en menos de un mes, siempre que no sea una hemorroide grave. En el caso de que la hemorroide no se cure con manzanilla, deberás asistir al médico y hacer un tratamiento para hemorroides ambulatorio, para así deshacerte de las hemorroides de una vez por todas rápidamente.